Cine: Gamer

El sábado fui, en uno de mis cada vez más escasos escarceos al cine, a ver Gamer. Fui con unas ciertas expectativas, aunque reconozco que fueron superadas con creces al visionarla. A continuación explicaré porqué.

La historia va de lo siguiente. En un futuro más o menos cercano, una gran empresa ha creado dos juegos de realidad virtual, pero más reales de lo que parece: Society y Slayers. Society es un juego de simulación realístico donde el jugador puede controlar, no un avatar digital como podemos hacer ahora, si no a otra persona de carne y hueso en un mundo tipo “Second Life”, y poder hacer lo que quiera con ese “muñeco”. Slayers, sin embargo, es más oscuro. De tipo “Counter Strike” (está muy claro que se han basado en estos dos juegos para crear sus juegos de película), los presos del corredor de la muerte deben sobrevivir matando a los de un equipo contrario, controlados por un ordenador. Pero estos presos, a su vez, son controlados por otros jugadores humanos que se mueven, disparan, y piensan por ellos. Uno de esos presos, de apodo Kable (Gerard Butler), lleva casi 30 partidas sin perder (es decir, morir), y por lo tanto, puede llegar a ser liberado. Todo esto lo controla un tal Castle (Michael C. Hall), que es un mega empresario (lo comparan con Bill Gates, pero Gates es un aprendiz al lado del pibe este) que ha creado los dos juegos con oscuras intenciones detrás (que no desvelaré). Ocurre que no es oro todo lo que reluce, y Castle no piensa dejar que Kable quede libre tras la última partida. Además, hay un grupo hacker llamado “Humanz” que quiere boicotear todo lo posible a Castle y sus malvados planes. Al fin, Kable consigue salir del juego escapándose y va a por Castle, que tiene a su mujer a y a su hija “prisioneras” (su mujer es una actriz de Society y su hija está “secuestrada”, por así decir). Al final Kable consigue encontrar a Castle y desde ese momento se acelera el punto culminante de la historia, que por supuesto no contaré.

Resumiendo mucho, diría que esta es, con permiso de Up (que no he comentado aquí porque ya hay suficientes comentarios en la Red como para abundar más en lo mismo, es decir, que es una obra maestra), una de las mejores películas de este año. Por supuesto, la tacharán de violenta (no soy fan de las películas violentas, me parecen aburridas, pero en este caso, lo comprobareis al verla, es absolutamente imprescindible para entender la historia), y es cierto, es violenta, y viciosa (es decir, no lleveis a chavales menores a verla, os aviso), pero todo eso tiene un objetivo: se nos quiere enfrentar con la mentalidad que existe en Internet de que todo vale. Los dos juegos representan todo lo malo y mezquino que el ser humano puede representar en la Red, llevado a la enesima potencia. En un mundo en el que el ser humano vale cada vez menos, que se le puede degradar a simple muñeco, todo vale, y se genera una esclavitud digital imposible de superar.

Pero aparte de las implicaciones filósoficas, están las científicas. Las nanocélulas que implantan en el cerebro de los muñecos de Society y los presos de Slayers son receptores de una red IP que permiten el control total y absoluto de los sujetos. Esto entronca con un hipotético mundo en el que dejemos que nos “marquen” con chips y otros elementos del mismo tipo para tenernos controlados, localizados, y en definitiva, subyugados a un poder estatal o económico. La ciencia ha de usarse sabiamente, pero sabiendo como somos los humanos, impulsivos e irracionales el 90% de las veces, mundos como este pueden llegar a surgir sin problemas. Y hay que estar atentos.

Fílmicamente hablando, se trata de una aventura violenta con tintes apocalípticos y filosóficos que puede ser considerada un poco de libro, pero que está brillantemente realizada, cosa que en los tiempos que corren es todo un respiro. Los actores cumplen bien con sus papeles (no me gusta especialmente la mujer de Kable, interpretada por Amber Valletta, está demasiado hierática en su papel), con un Michael C. Hall siempre correcto en su puesto (le van a terminar encasillando de psicópata) y un Butler que es coherente de forma constante con la interpretación, cosa que también se agradece mucho, y el argumento es muy brillante para lo que estamos acostumbrados. La banda sonora también es reseñable, con buenas canciones en su haber. En general, como digo, una película que podemos considerar de las mejores del año (tiene una pequeña caída hacia la mitad, pero eso es lo normal en casi todas las películas).

Eso sí, adelanto que mejor no vayan a verla personas impresionables o con poco estómago. La violencia y el sexo rezuman por todos lados (aunque el sexo esta algo más encubierto, que no recatado), y también no lleven a chavales y menos niños, que pueden salir traumatizados. De hecho creo que habrá adultos que tampoco estén en disposición de verla. Aún así, si se quier ver buen cine, este es un buen momento para hacerlo.

Anuncios

  1. He visto algunas críticas negativas a la película tildándola poco menos que de espectáculo efectista sin más. Quien dice eso no ha entendido nada de la película (normalmente el crítico es un ser que generalmente es mentalmente amorfo y tiene en general bastante poco criterio, con lo que cuando algo se sale de lo académicamente correcto es poco menos que demoníaco). Yo os recomiendo que la veáis. Naturalmente no gustará a todo el mundo, eso está claro, pero yo salí encantado anteayer. Es más profunda de lo que parece a primera vista.

  2. zinian

    Recuerda a otras pelis, como Perseguido (El Fugitivo (Stephen King)), con una temática que toca mucho el ocio que se “manipula” hoy en día.
    A mí me gustó bastante, pero decir que es un peliculón … esperate a ver Surrogates (Bruce Willis), Distrito 9 (esta me parece que sí va a a ser algo grande), o si me apuras para quien les gusto Event Horizon tenemos Pandorum …
    Además siendo el dire de Crank, pero sin el humor disparatado de esta, es una curiosa peli de acción, donde recuerda algunas cosas a las pelis ochenteras, aunque con cámaras que se mueven tan deprisa que te mareas algo.
    Pero bueno, es una opinión particular, tampoco pretendo que te desilusiones. Y sí, cuando salga en DVD me la compraré, como las otras que he mencionado … (a ver con Surrogates y Pandorum … XD).

    • Bueno, es que dado el nivel de las películas de los últimos años, cualquier cosa que sale con un poco de salero me parece estupenda, así que sí, para mi es una buena película (no recuerdo haber usado el término peliculón, pero en comparación con lo que ha habido este año, por ejemplo, casi lo es).

      En cualquier caso, también estoy esperando a Surrogates, aunque Distrito 9 me da menos buen rollo que Gamer. Me parece que la cosa se va a quedar en un espectáculo de aliens sin mucha profundidad, pero es una opinión personal basada en el trailer, así que hasta que no tenga más información me es difícil opinar. Surrogates tiene mucha mejor pinta, pero tal vez es debido a mi debilidad por Matrix… XDDDDD De las otras que mencionas no tengo idea.






A %d blogueros les gusta esto: