El efecto Streisand o la foto de la Brooks Shields

Me entero vía Me quedo más ancho que la hoja de un pino del curioso “Efecto Streisand“, es decir, básicamente un manual de como meter la pata en tus relaciones públicas en Internet. Consiste en que cuanto más ahínco pones en censurar algo (sobre todo si eres muy conocido), más posibilidades tienes de que lo que quieres censurar sea aún más público todavía.

El último caso es el de la (ahora) famosa foto de Brooke Shields desnuda de niña. Al parecer su madre hizo unas fotos de promoción (sabemos que esta mujer en concreto ha sufrido mucho desde joven por su carrera artística, básicamente por la depredación a la que fue sometida por su familia, y concretamente por su madre) que eran totalmente artísticas y que estaban en exhibición en una galería de arte londinense. Se ha retirado de la galería (o se ha apartado a otra sala, no estoy muy seguro), y claro, se ha montado bastante pollo en la Red.

La cuestión es que me puse a investigar si sería fácil o difícil encontrar las fotos, y para mi sorpresa, no sólo no es complicado (si sabes lo que buscar), sino que he encontrado tres fotos del mismo estilo, contando con la que ha levantado todo el revuelo. Así que es fácil que empiecen a aparecer dichas fotos por ahí en un tiempo relativamente breve. Se cree que pueden despertar los instintos pedófilos. Sí, claro, y yo toco el violonchelo manco.

A ver, situémonos. Lo primero es que el que sea pedófilo no necesita una foto de esta señora desnuda con 10 años. Desgraciadamente hay material a porrillo en Internet (y es relativamente fácil de localizar, lo que no entiendo es como no detienen a más gente, porque echando un rato buscando en Google encuentras cosas con relativa facilidad), con lo que creo que el pedófilo tipo encontrará desahogo a su “afición” sin demasiadas complicaciones. Censurando una foto que además ni siquiera era conocida, lo único que han hecho es levantar la liebre (el efecto Streisand), y hacerla de repente conocida en todo el mundo. De hecho, ha salido pixelada en TV.

Para seguir, una consideración personal, más allá de cuestiones morales, porque cada uno podemos tener nuestros reparos. Creo, particularmente, que no se trata de una foto que pueda inducir a una persona “normal” a pensar sexualmente en la niña que se ve en la foto. Son fotos artísticas que, podrán gustar más o menos, eso ya va según gustos, pero que no son ni mucho menos pornográficas. Ahora, podremos tener una opinión sobre la oportunidad o el gusto de su madre para exponer a su hija a tanta visibilidad. También es cierto que cuando se hicieron esas fotos la mentalidad era diferente y no había tanta alarma social con la pedofilia. Aún así, la doble moral en la que nos movemos habitualmente (sobre todo en los países anglosajones) impulsa a un pensamiento mediocre en que incluso la simple visualización del cuerpo humano desnudo provoca temores infundados. Será que soy muy liberal, pero no veo el problema. Ahora, si me dijeras que la propia Shields o su madre hubieran requerido la retirada, pues vale, están en su derecho puesto que son las protagonistas de la historia, pero es que ni eso. Creo que de momento se puede seguir viendo de hecho en la galería Tate.

Mi conclusión es que este es sólo un caso más de estupidez mediática. No saben medir la repercusión de lo que hacen en un mundo cada vez más mediatizado y estas son las consecuencias. Aunque claro, casi peor (por chorras) es la que montó nuestro presi, y ahí anda todavía la fotico de las niñas con Obama.

Anuncios

  1. Dejando a un lado si la foto está bien o mal, que alguien me explique que hace una niña de diez años maquillada y posando en una bañera.
    Lo digo porque se supone que son fotos eróticas, y una niña de diez años es todo menos erótica.
    Anda que a la mami ya le valió.
    Por otro lado, si están expuestas con el consentimiento de la niña (a la mami espero que su hija ya se la haya cargado), no sé porque nadie tiene que abrir la boca.
    En fin. Todavía, después de tantos años, aún sigo dándole vueltas a la polémica que se levantó con aquella película (lago azul, o verano azul, o el gran azul, o algo así) en la que ¿actuaba? ella.
    Sosa, sosa de caerse.

    • Pues porque hay que abrir la boca por todo. No podemos vivir sin meternos en lo que no nos llaman. Y oye, si la chica no da más de si no es problema de la chica, sino de la madre. Evidentemente los niños no son precisamente eróticos (depende de lo enfermo que estés, claro), y no las he visto como fotos eróticas. Artísticas si se quiere. Pero bueno, sólo es una opinión.

  2. Claro, que mis gustos y los tuyos difieren lo suyo. Yo soy incapaz de ver la parte artística de Beyoncé; en mis tiempos a eso se le llamaba caderas.
    Claro que si hablamos de Freddie Mercury, la cosa cambia. erótico y artístico. Y NO tiene caderas. 😉

  1. 1 El-efecto-Streisand-o-la-foto-de-la-Brooks-Shields : Sysmaya

    […] Articulo Indexado en la Blogosfera de Sysmaya Me entero vía Me quedo más ancho que la hoja de un pino del curioso Efecto Streisand, es decir, básicamente un manual de como meter la pata en tus relaciones públicas en Internet. Consiste en que cuanto más ahínco p Me entero vía Me quedo más ancho .. […]






A %d blogueros les gusta esto: