No ha sido una sorpresa

Sólo una pequeña reseña sobre el tema de las Olimpiadas. Podemos ser todo lo chovinistas que queramos (ahora a eso se le llama ser patriota), pero Madrid no podía ganar. Era imposible. Me ha sorprendido que Chicago se cayera la primera, pero era muy evidente que sería una ciudad americana la ganadora. Chicago y Río eran mis favoritas.

Que no se moleste nadie, pero ha sido una bendición que perdieran. Unas olimpiadas son una lacra para un país. Es un evento que sólo sirve para gastar en infraestructuras inútiles y para generar empleo precario que dura dos meses, en el mejor de los casos. En el caso concreto de Madrid, que ya lo tenía casi todo hecho (lo que podía considerarse una ventaja, pero no lo es), iba a suponer mucha menos inversión, así que ni para eso serviría. De hecho en Chicago y Tokyo los ciudadanos fueron los suficientemente inteligentes como para dar la espalda a sus candidaturas, lo que habrá pesado mucho en la decisión del COI.

Ahora Río de Janeiro tiene un papelón de narices. No sé como andan de infraestructuras, pero muchas cosas tienen que mejorar para conseguir unas olimpiadas decentes. Como en el caso de China, no les servirá para mucho, ni económica ni culturalmente. Lo único que pueden pretender conseguir es un poco de notoriedad política y social, pero nada más. Además, las olimpiadas hoy día son una sombra muy tenue de lo que fueron (y la gente lo sabe, o al menos una parte de la población), así que llueve sobre mojado.

Así que… ¡Enhorabuena, Madrid! De buena te has librado… (y todos los españoles, por añadidura).

Anuncios


A %d blogueros les gusta esto: