Posts Tagged ‘películas’

Vale, el chiste es malo, pero es que cada día me rechina más el debate este de los doblajes en TV y cine. No estoy en contra ni mucho menos de que si alguien quiere ver algo en versión original (por conocimiento del idioma o por esnobismo, me da igual), lo haga con toda tranquilidad. Me parece muy bien. Pero me empiezan a fastidiar bastante los pringaos que están todo el puñetero día con “V.O. mola, doblaje mierda”, parece que no tienen otra cosa que hacer y la verdad, molestan bastante. Porque una cosa es que des tu opinión sobre un tema y otro muy diferente es que te dediques a fastidiar y a ningunear a los demás, y no sólo a los que defienden posiciones contrarias, sino como en este caso a los que se dedican al tema, en este caso representados por traductores y dobladores.

En Chica de la tele se hace mención a estas cuestiones. En general, mucha crítica absurda y gratuita contra el doblaje y pocas soluciones. Se apunta, principalmente, a las televisiones, que no aportan una alternativa de calidad al doblaje. En eso estamos de acuerdo. Pero decir salvajadas como que debería eliminarse completamente el doblaje es de un egoísmo y una mala sangre que sinceramente me jode mogollón. Por desgracia, hemos heredado del franquismo el verlo todo doblado. Así tenemos los idiomas en este país, a niveles paupérrimos. Pero la situación es la que es: millones de personas no verían ni cine ni televisión si no fuera en versión doblada, y eso es una realidad indiscutible. El que quiera ver versión original calentita, que se la baje de Internet o la vea por streaming, que hay buenos subtítulos pero otros son una pesadilla. A ver si aprendemos a ser un poquito más solidarios y dejamos nuestras paranoias mentales para otras cosas más importantes.

Y ahora mi opinión personal. Tengo que decir que cuando he visto una película en V.O. con un buen subtitulado la he disfrutado. Pero también digo otra cosa: a veces las voces originales de los actores son asquerosas de narices. Un ejemplo es Cómo conocí a vuestra madre. Sí, lógicamente me he acostumbrado a la versión española, pero es que he visto algunos en versión original y me han parecido inaguantables. En la versión original, Marshall, por ejemplo, no tiene la voz de bobo que tiene en la versión española, y eso jode un huevo, porque tu ves a un tío idiota con voz de tío normal, y sinceramente eso duele a los oídos. Lo mismo Lilly. Prefiero trescientas veces la voz española, donde va a parar. El único que se salva un poco es Barney, pero creo que más porque hace un papelón que otra cosa.

Lo siento, pero no siempre lo auténtico es mejor. Y aquí tenemos una industria del doblaje increíble. En cuanto a las traducciones, se quejan muchos de que no son muy buenas, pero eso se debe fundamentalmente a que las empresas contratan a gente poco capaz, y la que es capaz tiene poco tiempo y posibilidades de hacer buenas traducciones el 100% de las veces. Otra cosa. La gente se queja de que se traducen los chistes o se españolizan para que tengan más sentido, y que eso no mola. Pues a mi sí me mola. Un ejemplo es Padre de Familia. Tienes que ser muy ducho en cultura americana para coger los chistes, porque no se españolizan, como si ocurre en Los Simpsons o en Futurama (las voces de Fry y Bender españolas son mucho mejores que las originales, a mi entender). Sinceramente agradezco las españolizaciones cuando están bien metidas, porque me río cuando debo. Seguramente si escuchase la mera traducción literal me quedaría mirando la pantalla como un gilipollas, y para eso no veo nada, la verdad.

En definitiva, creo que se hace una montaña de una chorrada. El doblaje debe existir, mal que nos pueda pesar. La TV es para entretenerse. El que quiera otra cosa, que se busque la vida, pero es evidente que las televisiones no van a dejar de doblar las series y las películas porque una panda frikis sueñe con un mundo en inglés. Que las televisiones deberían ofrecer subtitulos para todo lo extranjero y que todos deberíamos saber al menos inglés, pues es verdad, que duda cabe. Pero mientras eso no sea así, el doblaje debe seguir existiendo. Y por lo menos el que tenemos es más que decente. Por mucho que les pese a la panda frikis.

Piratería en el cine

Se quejan los de la industria del cine que están pachuchos, que no les salen las cuentas y que no ganan dinero. Están así los de las salas de cine, los que producen pelis, los que las venden… Y de todo, como siempre, tienen la culpa los demás. Que si el top-manta, que si la gente no va al cine, y el más novedoso, que la culpa es que cada internauta español se baja una media de 50 películas al año… Pues las 50 mías se las ha tenido que bajar alguien. Claro, y la gente ya no compra DVDs ni va al cine porque se baja las pelis. Normal.

Y digo normal porque es lo que haría cualquiera con dos dedos de frente. Empecemos por los cines, que son sabrosos. Los precios por las nubes, las instalaciones dejan en muchos casos que desear. En algunos casos, reforman las salas pero las hacen peor adaptadas para minusválidos, con lo que estos optan por no ir. Y para los que no tenemos esos problemas, resulta pesado porque las hacen cada vez más pequeñas. Además, hay que hablar de la calidad del propio cine que se emite. La mayoría de las películas no valen ni para verlas mientras comes, y hay que ir con cien ojos para encontrar la buena (excepto, claro, cosas en plan Indiana Jones que tienen sus acolitos incodicionales y que vas a ver porque sabes que te vas a entretener). Y claro, se sorprenden de que la gente no vaya al cine. Ahora incluso te ponen óperas y conciertos de estrellas del pop. Hay que tenerlos cuadrados. Pues nada, seguid por ahí, ya veremos cuantas salas duran en este plan en un par de años.

Y bueno, a los DVDs hay que darles de comer aparte. Ya de por si son caros de narices, y a no ser que estés tremendamente interesado, no te los compras. Si costasen la mitad (y pueden), compraríamos mucho más. Está demostrado, eso funciona. Además, sacan tanta oferta (y la mayoría bastante bazofia), con lo que luego no les salen las cuentas. Lógico. Y claro, hay que echarle la culpa a alguien. Dicen de la piratería (la de verdad, la del top-manta), y me parece normal que lo digan: la gente no se va a gastar 30 euros si lo puede comprar por la mitad. Que si es de peor calidad, que si es una copia mala… Pues perdón, señores, no lo haremos más. Pero ni una cosa ni otra. Porque sus DVDs no nos los podemos permitir, y los otros son malos malones. Así que a bajarse las pelis. Que no se quejen, porque de esta manera la gente prueba las películas antes de ir a verlas al cine. Lo que no puede ser es pagar 7 euros por ver una película que no vale ni el papel de la entrada y que encima les demos las gracias.

Vale que vivimos en un sistema capitalista y tal, pero por favor, no sean tan aprovechados, no sean tan desgraciados y pongan las cosas a su justo precio, tanto en origen como en destino. Que la gente quiere gastarse el dinero pero no es gilipollas. Y si ustedes persisten en esta actitud, pues las cosas seguirán así como están, ni más ni menos. Y que otro palo aguante esta vela.





A %d blogueros les gusta esto: